• +34 619020531
  • escribeme@davidtorrespalencia.es

Mi columna

UN “MOSCAR” LLAMADO VALENCIA.  Los Políticos, el fútbol, Parejo, Suso y la tele…

Los Políticos, el fútbol, Parejo, Suso y la tele…

Escrito por David Torres
Domingo, 31 Julio 2016 19:13

Reportar vídeo Reportar

En Valencia siempre pasan cosas. (Foto: Lázaro de la Peña / Valencia CF)

La estrecha e íntima relación entre la política y el fútbol no es nueva. Desde los tiempos en que Alfonso XIII tenía equipos con su nombre, pasando por la Copa de la República, y la posguerra en la que el Generalísimo entregaba los trofeos en persona y en Madrid, clubes e instituciones han ido de la mano de forma indisoluble. La llegada de la democracia tampoco cambió esta tendencia. El intervencionismo, si quieres, fue menos burdo, pero igual de eficaz, efectivo y dominante por parte de la clase política que veía en el deporte Rey a un aliado para dominar el espíritu del pueblo. Pan y circo, que decían los romanos.

A partir de esta relación, a veces de simbiosis, otra de parasitosis, los aficionados y los periodistas hemos visto y vivido de todo, y más en el Valencia CF, dónde los vaivenes sociales no han estado exentos de intervenciones políticas más o menos afortunadas. La última, tan necesaria en su concepción como caótica en su desarrollo, dio con los huesos del club en una situación tan crítica que sólo vendiendo las acciones a un capital extranjero -Peter Lim- se pudo salvaguardar la continuidad del club.

De aquellos barros, estos lodos. Y, cuando pensábamos que los políticos nos dejarían ya en paz y ‘sólo’ nos quedaba acostumbrarnos al nuevo statu quo marcado por Meriton, ahora se desmarca Bruselas con un multazo porque aquella operación politicoeconómica se hizo pensando con los pies en vez de con la cabeza.

Para colmo de males, la operación “prestemos dinero al Valencia para que las acciones se queden en manos de la Fundación y así seguimos teniendo el chiringuito controlado” se hizo en tiempos del PP, con lo que ahora a los del PSOE, los delTripartito o al menos parte de ellos, se ponen de perfil, desearían lavarse las manos, por lo bajini, dicen que arregle el desaguisado el que lo creó y entonan aquello del “Show me the money”. Y los de antes, claro, ni lo sé, ni me acuerdo. El hecho es que, como siempre, al Valencia siempre le pilla en medio, y se encuentra mecido por los vaivenes políticos de cada época.

La tele y los 3000 puestos de trabajo del nuevo estadio

Como diría mi amigo Dani Conca para regocijo de Juan Santatecla, “Tot açó és un moscar!!!!” (acumulación insoportable y desagradable de moscas en un lugar determinado).

Pues bueno, si eso es lo que quieren, hablemos en términos políticos. Si el Valencia tiene que hacer frente a la multa de Bruselas, no sólo comprometerá el proyecto deportivo del club, sino que además se pondrá en peligro la finalización del nuevo estadio de Mestalla. Es seguro que se retrasará. La conclusión de esta obra, además de ser emblemática para la ciudad, y aquí viene lo más importante, generará 3000 puestos de trabajo de forma directa o indirecta, que no se crearán si no se acaba. (Eso sin contar los pobres gatos encerrados).

Seguimos en términos políticos. Que me expliquen como, por una lado la Generalitat “le pide la mano al Valencia” y negocia -de hecho consiguió- los derechos para ofercer el trofeo Naranja por la renacida Canal 9 (a la que ahora llaman Corporación de no se qué) y por otro se harta y se cansa de pedir a través de su director del IVF Manuel illueca, hasta el último duro de un préstamo y unos intereses que ¡¡¡El Valencia ya pagó!!! Aquí, o todos moros, o todos cristianos. Y con esto, señor Illueca, también me refiero a todos los clubes. Porque hay alguno que quedó fuera de la sanción de Bruselas de forma cuanto menos curiosa. Nada que ver, imagino, con las filias o las fobias gubernamentales.

Como diría mi amigo Dani Conca para regocijo de Juan Santatecla, “Tot açó és un moscar!!!!”(acumulación insoportable y desagradable de moscas en un lugar determinado).

Parejo que te veo… Y Suso te espero

Y claro, volviendo al mundo del periodismo deportivo, que es lo que nos atañe. Para que nada falte en este moscar estival, nos estalla el caso Parejo. Sigo pensando lo mismo que escribí justo ahora hace una semana, antes incluso que el madrileño protagonizara portadas. Que ha vuelto en plan cabizbajo, tristón y poco implicado es algo que ya no duda nadie y nadie puede ocultar; que los 10 millones de euros que ha ofrecido el Sevilla son una burla para él, para el Valencia y para el mercado, tampoco es algo que nadie pueda negar. Ahora bien, de ahí a no dar el callo en cada minuto que pertenece al Valencia, es una actitud miserable y desleal.

A ver qué hace Suso en este caso. El director deportivo aún tiene margen, pero debe tomar cartas en el asunto ya. Si, de paso, soluciona el tema de los tres porteros, la llegada de un central y la presencia de un único delantero centro, pues mejor. De momento, su amistad con Robert ya le está dando frutos al Valencia. Buena venta de André Gomes y gran apuesta el fichaje de Montoya. Su suerte será la del Valencia. Feliz semana.

 ——-
PAREJO, BARRAGÁN, PIATTI, SUSO GARCÍA PITARCH… ASÍ SOMOS EN VALENCIA (Homenaje a Niza)

Niza y los objetivos blandos en el Valencia

Escrito por David Torres
Sábado, 16 Julio 2016 09:07

Reportar vídeo Reportar

La semana valencianista en una imagen.

Sigo consternado por la barbarie terrorista cometida por el Ejército Islámico en Niza. No sé si es que me hago mayor o es que veo tantas similitudes entre lo que ha sucedido en la ciudad francesa y lo que podría pasar en Valencia que me aterra sólo el hecho de pensar que podría haber ocurrido aquí. El caso es que, me ha producido tal estado de shock el atentando que casi hasta me he olvidado de los desalmados que se congratularon con la muerte del toreroVíctor Barrio. Oyendo noticias, esquivando imágenes impactantes entre noticia y noticia de elValencia CF en ElDesmarque, me topé con el término “objetivos blandos”, que es un término que a fin de cuentas resume mis temores por imitación de lo que ha sucedido en Niza.

“Objetivos blandos” en términos terroristas son esas zonas donde atentar es relativamente sencillo y que cuentan con poca o ninguna capacidad de respuesta por parte de las autoridades. Ejemplos en casa hay cientos: Una mascletá, un Castillo en el viejo cauce del Turia (como en Niza), nuestras playas… No sigo que me enervo…

En el valencianismo, cómo no y saltando las distancias para que sirva de humilde homenaje a las víctimas de éste y todos lo atentados, también tenemos nuestros objetivos blandos, nuestros puntos débiles, nuestras zonas de difícil defensa, aquellos focos  que al común de los mortales nos gusta atacar o meternos con ellos porque sabemos que la respuesta es imposible o difícil. Sin ir más lejos, me da la sensación que aDani Parejo un porcentaje muy grande de aficionados le critica,le cuestiona y que cuando publicamos noticias los medios sobre si lo quiere este u otro equipo, parece que da igual, que el riesgo de que se vaya no existe y que si se marcha no lo va a notar el Valencia. Partiendo de la base que nadie es imprescindible y Parejo no es una excepción, lo cierto es que en el actual Valencia existe -nos guste o no- una ‘Parejodependencia’ elevada a la enésima potencia. Todo el juego con criterio del equipo parte de él y, aunque admito que a veces me desquicia su aparente apatía y actitudes como dejar la capitanía, le perdono cosas como que pierda balones, pues a fin de cuentas es el que más y mejor los arriesga, el que siempre los pide cuando las cosas van bien y cuando las cosas van mal. Entiendo que Pako Ayestarán no quiera desprenderse de él y que Suso lo declare ‘difícilmente transferible (Todo se vende y se compra en nuestro mundo). Ahora, tampoco estaría mal que Parejo demostrara algún día públicamente que quiere estar y se dejara de flirtear con intereses interesados.

Barragán y Piatti

Unidos todo es más fácil: Ya sea combatir el terrorismo o vender jugadores y luchar contra el hastío que nos produjo el Valencia el año pasado y recuperar parte de la ilusión perdida. Está claro que en esto del fútbol lo de dejar salir para poder entrar lo llevamos a rajatabla. Feliz semana.

También me parece un objetivo blando Barragán. Con ese futbolista, profesional en el campo, encantador fuera de él y que cumplía con sus limitaciones cuando salía al campo. Su ausencia puede abrirle las puertas a jóvenes como Nando García, pero seguro que obliga al club a firmar otro futbolista para esa demarcación. Sin criticar su venta -creo que 3 millones de traspaso es una buena operación- espero ansioso cuál es la apuesta de Suso para esta posición. Encontrar alguno como él y más barato no va a ser sencillo.

Piatti, denostado y cedido al Espanyol es otro claro ejemplo de ‘objetivo blando’. El argentino cayó en desgracia y la renovación a manos de Nuno no hizo más que ponerlo en el punto de mira cuando, sin ser una maravilla, siempre demostró ser un buen profesional al que jamás oí quejarse amargamente por el ostracismo deportivo que sufrió.

Y claro, es imposible acabar de referirse a los objetivos blandos sin hacer parada en el caso del propio Suso García Pitarch, uno de los preferidos de los medios de comunicación y de la afición. Él es objetivo blando por excelencia. No filtra, cuenta poco y como buen director deportivo tiene en verano un trabajazo hercúleo por delante de la leche. Además, cuenta con el añadido de que haga lo que haga será criticado, pues aún no conozco un secretario técnico que haya acertado con todos los refuerzos que ha traído, y más como sucede este año en el Valencia cuando primero tiene que vender para poder traer refuerzos.

Siempre queda un resquicio para la esperanza

Sin embargo, con esta afición siempre queda un resquicio para la alegría. En una semana en la que las salidas marcaron tendencia, recibir tres o cuatro whatsapps de amigos como Juanjo o Tito preguntando a qué hora presentaban a Nani porque querían ir con sus retoños me hace albergar la esperanza que, pese a los objetivos blandos, unidos todo es más fácil: Ya sea combatir el terrorismo o vender jugadores y luchar contra el hastío que nos produjo el Valencia el año pasado y recuperar parte de la ilusión perdida. Está claro que en esto del fútbol lo de dejar salir para poder entrar lo llevamos a rajatabla. Feliz semana.

David Torres

Delegado ElDesmarque Valencia

____
NANI Y LAS NUEVAS CAMISETAS APLACARON EN PARTE EL SINSABOR QUE DEJÓ EL MULTAZO DEL LUNES

Señores políticos: prohibido ponerse de perfil con el tema de Bruselas

Escrito por David Torres
Domingo, 10 Julio 2016 19:46

Reportar vídeo Reportar

Bruselas, Nani y las camisetas nuevas. Qué triángulo.

En la semana que el Valencia CF volvía al trabajo de la mano dePako Ayestarán y con la visita de la presidenta, me siento al ordenador cargado de emociones enfrentadas. En estos últimos siete días han ocurrido tres hitos en el valencianismo que no puedo dejarme en el tintero-digital antes de que este domingo toque a su fin. Vamos por orden cronológico. El lunes nos desayunamos con el multazo (para mi injustificado) de Bruselas; el miércoles nos alegramos con el fichaje de Nani y la presentación en sociedad de la nueva camiseta apaciguaron mi espíritu el viernes, poco antes del fin de semana. Son, tres tragos fuertes emocionalmente hablando que no dejan impasible a nadie, bien sea periodista, aficionado o ambas cosas a la vez.

El caso Bruselas lo dejaré para el final y así podré extenderme sin que el corrector me ponga trabas. Antes me detendré en el fichaje de Nani, para mi una operación sensacional si mantiene el nivel que ha tenido en la Eurocopa. En este repaso semanal justo es también aplaudir las nuevas equipaciones del Valencia CF para la temporada que viene. Ha merecido la pena esperar a que sacaran la nueva para comprarle la segunda equipación a mi hijo por su cumple que es por estos días. Ese negro combinado con naranja va a causar furor. Estoy convencido.

A tenor de lo escrito podría considerarse una semana buena para el conjunto de Mestalla, pero lo del lunes y las reacciones de después al multazo de Bruselas me pusieron de muy mal café.

Les pongo en situación a los que están poco iniciados en la materia: El Valencia para salvarse en 2009 tenía dos opciones: o concurso de acreedores (chungo pero asumible, estaba ya preparado) o que alguien le aportara liquidez para asumir su deuda con los bancos. Se optó por esta segunda opción y la Generalitat a través del IVF concedió un préstamo a bajo interés para que la Fundación del Valencia comprara las acciones y se pudiera así capitalizar el club. Años después, Bruselas ha entendido que eso de ayudar a los clubes está muy mal porque entonces no compiten igual de bien contra, por ejemplo, los grandes conjuntos alemanes a los que el estado les ha dado dinero para construir sus flamantes estadios, sin ir más lejos. Vamos, Bruselas dice que el Valencia tenía que haber pagado más intereses por ese préstamo a la Generalitat (como si no tuvieran cosas más importantes que medir y controlar en Europa).

El Gobierno Valenciano (PSOE, Compromís y Podemos, pero sobre todo los primeros) tienen ante sí una oportunidad de oro para mojarse por el Valencia, el Hércules, el Elche (y el Levante, que también obtuvo un préstamo). Con el tema de Bruselas, señores políticos, está prohibido ponerse de perfil

A partir de ahí, el valencianismo, tribu cainita como pocas he conocido, se ha puesto enfurecido a buscar culpables y entonar el “yo ya te lo dije”. Así, he visto, leído y escuchado que:

1) la culpa es del PP que estaba en el gobierno y se gastó dinero público en ayudar a los clubes de fútbol (A todos, ojo),

2) de Olivas (ex Generalitat) que estaba en Bankia-aún hoy principal acreedor del Valencia no lo olvidemos-; por ahogar al Valencia

3) de los directivos con Llorente a la cabeza que por aquel entonces eran poco menos que unos monigotes en manos de la Generalitat

4) de todos a la vez porque era una forma de evitar que el club -en quiebra- cayera en manos de Dalport

Todas las tesis tienen una parte de razón, pero lo que me ha hecho escandalizarme del asunto es que los políticos que gobiernan ahora, y más concretamente el presidente Ximo Puig (PSOE) y el señor Illueca del IVF (el banco de la Generalitat), se hayan puesto tan estupendos -como lo hicieron sus predecesores en su día para soltar el dinero- y les haya faltado tiempo para asegurar que van a tratar de recuperar hasta el último euro invertido en los clubes. ¿Imagino que será una pose ante los ciudadanos y sinceramente no pedirán que el Valencia les devuelva 20 millones y que el Hércules y el Elche paguen sus deudas poco menos que condenándose a la desaparición?

El tríduo pascual: Bruselas, Nani y las nuevas camisetas… De nada falta en la viña del Señor.

Leí y vi el otro día a Manuel Illueca, director general del IVF en la tele, y me pareció algo tibio en sus planteamientos: que si sensibilidad, que si habrá cómodos plazos… ¡Narices!, ¿tanto cuesta decir que la Generalitat Sí o SÍ va a recurrir la decisión de Bruselas para evitar ese pago? A fin de cuentas, no el dinero público que salió para ayudar a los clubes de fútbol valencianos y españoles -algunas de las sociedades mercantiles más importantes de este país-, ha vuelto a las arcas del gobierno. Aquí simplemente el órgano europeo estima que ese préstamo debió hacerse con más intereses porque consiera que gracias a ese dinero los clubes españoles son mejores en su lucha contra los europeos ¿?¿?¿?¿?.

Es el momento de apostar de verdad por lo nuestro y eso, para mi, no es sacar un dinero que no está presupuestado porque la Generalitat-IVF ya cobraron en su día lo prestado con la llegada de Peter Lim con sus intereses incluidos, en el caso del Valencia. El Gobierno Valenciano (PSOE, Compromís y Podemos, pero sobre todo los primeros que ostenta la presidencia) tienen ante sí una oportunidad de oro para mojarse por el Valencia, el Hércules, el Elche (y el Levante, que también obtuvo un préstamo). Con el tema de Bruselas, señores políticos, está prohibido ponerse de perfil. Feliz semana.

——

MOTIVOS PARA SENTIRSE FELIZ: QUE ALBIOL PRESIONE O QUE NANI QUIERA VENIR…

El orgullo, Albiol y la cantera

Escrito por David Torres
Domingo, 26 Junio 2016 20:09

Reportar vídeo Reportar

El otro día fui a recoger las notas de mi hijo y me sentí orgulloso al verlas. Me encantó ver un puñado de nueves, ochos y dieces sobre el boletín. Una sensación de satisfacción y placidez me inundó por completo. Seguro que si Rosa, la excelente profesional maestra-mamá que ha llevado los designios de Víctor en el Vicente Gaos, hubiera tenido un espejo mi sonrisa habría sido tan amplia como las de los emoticonos del Facebook.

El orgullo

ADVERTISING

Con todo, el mejor momento de la breve pero necesaria charla fue cuando ella me dijo que Víctor era noble, alegre, muy buen niño en definitiva. Me vino a decir que es para comérselo -literalmente- y que le había despertado sentimientos que hacía tiempo que no tenía. Imagínate si ella se emocionó, yo casi me pongo a llorar con el moco tendido cuando me aseguró: “tienes un hijo como para sentirse orgulloso de él”. Lo dicho, no lagrimeé por vergüenza. Confío que a ella, a Rosa, no le importe que comparta estos minutos de charla, pero es que en ese momento supe de verdad qué es el orgullo.

Albiol (y Nani)

En nuestro día a día valencianista hay multitudes de actitudes que demuestran que el orgullo es, en definitiva, lo que le hace a Raúl Albiol apretar para venir a Valencia aunque sea perdiendo dinero y la falta de él, que canteranos como Zahibo no sigan en el club porque pidieron contratos de estrellas cuando apenas balbucearon en la élite del fútbol profesional.

El orgullo, dice la RAE, es ese “sentimiento de satisfacción hacia algo propio o cercano a uno que se considera meritorio”. Vamos, lo que andamos buscando en el Valencia desde hace meses: El orgullo de pertenencia; el orgullo perdido por los resultados que no llegan; el orgullo necesario para salir a la calle a celebrar los éxitos propios y no los ajenos.

En la foto Raúl parece despedirse de la Lazio.

En nuestro día a día valencianista hay multitudes de actitudes que demuestran que el orgullo es, en definitiva, lo que le hace a Raúl Albiol apretar para venir a Valencia aunque sea perdiendo dinero y la falta de él, que canteranos como Zahibo no sigan en el club porque pidieron contratos de estrellas cuando apenas balbucearon en la élite del fútbol profesional.

En nuestro día a día valencianista hay multitudes de actitudes que demuestran que el orgullo es, en definitiva, lo que le hace a Raúl Albiol apretar para venir a Valencia aunque sea perdiendo dinero y la falta de él, que canteranos como Zahibo no sigan en el club porque pidieron contratos de estrellas cuando apenas balbucearon en la élite del fútbol profesional.

Y la cantera…

En estos casos de canteranos que vienen, van y que pueden llegar, como el caso de FranVillalba, siempre me viene a la cabeza esa fase que hizo tan célebre la serie televisiva de los 80 “Fama”: “Buscáis la fama, pero la fama cuesta y aquí es donde vais a empezar a pagar, con sudor”. Proteger a los nuestros es un deber. Educarlos para que sepan lo que es el Valencia y que se sientan orgullosos por el hecho de pertenecer a este club, es una obligación.

Deben entender que orgullo por estar en el Valencia es que, por su cumple, a mi hijo le regalen un juego de fútbol (no se si el Fifa o el PES, para eso están los de eSports de ElDesmarque que son los que parten la pana) y de motu propio elija jugar con el Valencia CF a pesar de no ser el mejor calificado o el que más partidos gana.

Estos chicos de la cantera deberían algún día parecerse a Albiol. Pues orgullo es, o al menos a mi me lo produce, saber que, a pesar de los pesares, que por muy negro que pintemos el horizonte valencianista, siempre hay futbolistas como el de Vilamarxant o, si me apuran el propio Nani, dispuestos a embarcarse en este nave llamada Valencia CF.

Ahora bien, siempre parto de la base que lo más importante es “que el orgullo no se apodere de ti. Es mejor ser feliz que querer tener siempre la razón” (Doctor Lozano). Que se lo apliquen los políticos que, partir de hoy deben pactar para gobernarnos. Entre tanto, feliz semana (en especial a mi mami que es su cumple). Firmado un padre orgulloso.

David Torres

Delegado ElDesmarque Valencia

——

SI EL VALENCIA REALMENTE QUIERE PELEAR POR ENTRAR EN CHAMPIONS, DEBE DARLE ARMAS A SU ENTRENADOR

Lo que la verdad del Valencia esconde

Escrito por David Torres

Domingo, 05 Junio 2016 20:00

Reportar vídeo Reportar

Siempre me ha encantado la película dirigida por Robert Zemeckis. Desde el título -“Lo que la verdad esconde”- hasta su desenlace final. No es que crea en espíritus ni nada por el estilo pero, a medida que pasan los años, todavía sigo sorprendiéndome por lo ingenuo que soy y la cantidad de cosas que desconozco del mundo del fútbol en general y del Valencia CF en particular. Me pasa como la mujer -Michelle Pfeiffer– cuando descubre que su marido -Harrison Ford– no sólo tuvo una amante, sino que se deshizo de ella. (Si no la has visto, recomiendo que la veas).

Esta semana ha sido -deportivamente hablando- realmente desagradable. Se fue el boxeador-ideólogo Muhammad Ali; además, la vida -siempre perra- se llevó al mallorquín Luis Salom antes de tiempo en una dichosa curva en Montmeló y, con algunos miembros de otra curva, la nuestra, vivimos unos incidentes fuera de lugar por la política de abonos del Valencia que debieran estar erradicados en el mundo del fútbol.

Pero como soy un optimista irredento, ver de nuevo a David Villa por estas latitudes me levantó algo la moral. Escuchar que un tipo como él se siente tan valencianista como nosotros a pesar de la distancia, sinceramente reconforta, pero no puede esquivar la labor social de un periodista que es contar con detalle lo que conoce y sucede en el Valencia y en su entorno. Y eso, te lo prometo amigo lector, hoy en día no es fácil.

Si nos ponemos a enumerar algunos de los últimos fichajes y sus precios se me cae el alma a los pies: Rodrigo (30); Negredo (30); Enzo (25); Abdennour (25); Aderlan (9,5) etc… La lacra es de tal tamaño que ahora cambiar esa tendencia no va a ser sencillo.

Estas semanas ser periodista y seguir la información del Valencia CF no es sencillo. La noticia es que no hay noticia y cuando tratas de averiguar “lo que la verdad esconde” lo que descubres es inquietante. No sé si ponerle el calificativo de grave, pero sí preocupante. La postura del Valencia de que “no se puede fichar hasta que no se venda” no es precisamente eso, una postura, sino más bien una realidad. El club tiene que bajar un mínimo de 40 millones de euros en coste de jugadores -salarios más amortizaciones- y eso pasa por encontrar a algún pipiolo que quiera a futbolistas como Álvaro Negredo, Enzo Pérez, Piatti, Aderlan Santos y compañía con sus enormes nóminas, que son fruto de un pasado de descontrol. 

La actualidad realidad económica del club tiene su origen en la época de Rufete-Nuno-Jorge Mendes-Amadeo Salvo. La política deportiva ha sido tan desastrosa en esa época que ha mermado de forma considerable el impacto de la inversión de Peter Lim. En el Valencia, es así, después de la compra por parte de un multimillonario singapurés, están pensando más en recortes que en mejoras. Inconcebible pero cierto. El caso es que, si nos ponemos a enumerar fichajes, sus precios y su rendimiento se me cae el alma a los pies: Rodrigo (30); Negredo (30); Enzo (25); Abdennour (25); Aderlan (9,5) la lacra es de tal tamaño que ahora cambiar esa tendencia no va a ser sencillo. Es un ancla que está impidiendo zarpar el proyecto de Suso García Pitarch como toca.

Para que se cumpla el deseo de luchar por entrar en Champions, queda un ingente trabajo por delante. (Foto: Alberto Iranzo)

Ante esta tesitura, y con un verano tan largo como el que predice el director deportivo (faena tienen por delante Suso García Pitarch y sus gentes) la pregunta que me surge y que ahora me preocupa es ¿qué armas le van a dejar a Pako Ayestarán para cumplir el sueño expresado por la presidenta de luchar de nuevo por meterse en la Champions League?

Lay Hoon Chan goza como empresaria de toda mi credibilidad, por eso, y en términos empresariales creo que es momento de recordar que, para conseguir resultados, primero hay que invertir. El fútbol, en eso, no es distinto. Milagros a Lourdes. Aquí, en Valencia, lo que toca es limpieza de la plantilla al precio que sea (aunque sea regalando), fichajes inteligentes, mano dura con los jugadores y cierta dosis de realismo no nos vendría mal para establecer los verdaderos objetivos del equipo. Feliz semana.

David Torres 

Delegado ElDesmarque Valencia

Justicia para Suso

Escrito por David Torres
Domingo, 29 Mayo 2016 08:40

Reportar vídeo Reportar

Parece que (modestia aparte) me quiera convertir en un héroe justiciero estas últimas semanas. Nada más lejos de la realidad. Sin embargo, ha acabado la temporada en elValencia CF y hay que sentar las bases del nuevo club para la campaña que viene o nuestro querido Valencia volverá a pegarse un castañazo de tres pares de narices. Así que, si hace unas semanas pedía “Justicia para Pako” y ésta parece que ha sido concedida, hoy me siento delante del ordenador para pedir Justicia para Suso.

Antes de empezar, no está de más recordar que justicia es dar a cada uno lo suyo. Así, si llevamos meses llorando como plañideras porque el Valencia tenga una estructura deportiva profesional y coherente, porque no mande Jorge Mendes o alguien que no sepa de fútbol, creo que no podemos a las primeras de cambio enviarlo todo a la porra porque ésta estructura encabezada por Suso no tome las decisiones que uno desee. Me parece ruin.

El fragor de la batalla -mediático y social- por elegir al entrenador del equipo (algo que ha ido transcurriendo tal y como se lo hemos ido contando en ElDesmarque) nos ha cegado y no nos ha dejado ver que cuál es la clave de la nueva campaña del Valencia. Porque, si la selección del técnico y de los jugadores es primordial, tener una figura como Suso García Pitarch al frente de la nave es capital. El tiempo dirá si es el director deportivo ideal, si acierta más o menos, si su ojo es el adecuado o si puede imponer sus galones ante las acometidas de Miuras como Mendes. Mientras tanto, hasta que ese momento del análisis llegue, lo más lógico será dejarle trabajar y que tomar sus propias decisiones. Sean las que sean.

La primera de ellas ha levantado ampollas en algún sector del valencianismo que no quería aPako Ayestarán como entrenador. Entiendo la frustración, pero no la comparto. Si Suso ha decidido que sea Pako -tras el visto bueno de Peter Lim– doy por hecho que es porque considera que era la mejor opción de las que manejaba. Si creemos que la mejor opción es que haya un director deportivo, un profesional que mire por los intereses del club en vez de los suyos propios como pasaba cuando Jorge Mendes era el director deportivo ‘in pectore’, deberíamos respetar las decisiones que tome y enjuiciarlas cuando éstas den resultado o no. Eso, es, desde mi humilde punto de vista, justicia para Suso.

Suso en la presentación de Pako Ayestarán como nuevo entrenador. (Foto: Lázaro de la Peña / Valencia CF)

Hasta la fecha, además, creo que el director deportivo no ha hecho nada que sea una locura. Apostó por la lógica dándole continuidad al entrenador que le ha sacado del atolladerocuando el fantasma del descenso merodeaba por Mestalla; ha hecho pública junto al técnico la lista de bajas (Negredo, Enzo, Santos, un portero, etc, etc, etc….) y se ha puesto manos a la obra para reforzar el equipo pensando en reverdecer los laureles perdidos. Esto es, volver a estar en la Champions League dentro de dos años. Con esta tesitura, con un verano largo de por medio y mucho trabajo por hacer, creo que sería de justicia para Suso dejarle funcionar, que ponga las bases del nuevo Valencia y ver si las apuestas que hace este año le salen tan bien como el sofá y la lámpara del año de Benítez. Feliz semana.

David Torres

Delegado ElDesmarque Valencia

PD: No quiero acabar sin dejar tres apuntes que me parecen capitales para entender la semana del Valencia.

1) De justicia es también reconocer el acierto de Ayestarán y del Valencia incorporando aCésar Sánchez al cuerpo técnico. Carácter competitivo y sapiencia (es un tipo súper preparado) para el nuevo proyecto. Bienvenido sea.

2) Layhoon gana muchos enteros en las distancias cortas. Su baño de multitudes en el cauce del río Turia junto a los veteranos así lo demuestra. Gestos así le hacen ganar más adeptos que cualquier discurso futbolero. Bravo por ella.

3) En la sensacional iniciativa de la Fundación del Levante y La Liga llamada “Todos Jugamos, todos ganamos”; todos estuvieron a la altura menos la Fundación del Valencia CF. Presentar un equipo inclusivo sin dorsales, ni banderines, ni brazalete… no es de recibo para una entidad que quiere representar un club como éste.

¿DEBERÍA SEGUIR NEVILLE? ¿SÓLO O CON PAKO AYESTARÁN?

Escrito por David Torres

Domingo, 21 Febrero 2016 11:19

Mira que hace años que voy a Mestalla a ver el Valencia CF y a trabajar, que observo desde mi atalaya a la Curva Nord animar y tuvo que venir un joven y prometedor periodista como Alejandro López Sanfeliu para descubrirme una historia que me hizo sonreír como hacía tiempo.

Resulta que a mitad de todos los partidos, la Curva Nord se ‘calienta’ y empieza a cantar “¡Que suban al patata ooohh!, ¡Que suban al patata ooohh! ¡Que suban al patata ooohh!” Normalmente es en momentos de euforio. El Patata en cuestión es un aficionado veterano, poca cosa, -simpático dicen los que le conocen- y que se presta a ir de mano en mano por la grada de animación como si nadara entre las cabezas de los aficionados. El juego, sin embargo, no termina ahí. Cuando el Patata llega arriba, y ante el jolgorio de los presentes, se comienza a oir el cántico: ¡Que bajen al patata ooohh!, ¡Que bajen al patata ooohh!” y la Curva hace la operación a la inversa.

Recomiendo vean vídeo adjunto:

Los vaivenes del Patata, grada para arriba, grada para abajo, son como los altibajos de tensión, de ánimo y de ilusión que vive el valencianismo y su aficion en los últimos tiempos. Somos ciclotímicos por naturaleza, va en nuestra genética destructora y regeneradora. Por eso tanpronto estábamos en el infierno más profundo y pensando que el equipo se iba a Segunda y que el club poco menos que iba a desaparecer con la llegada de Peter Lim y sus decisiones deportivas como fichar a Gary Neville; como soñamos con el cielo pensando en reengancharnos a la Liga tras ganar de milagro al Espanyol o en luchar por el título de la Europa League después de vencer por 6-0 al Rapid de Viena.  

Pues, ni tanto, ni tan calvo. Ni el Valencia era tan, tan, tan malo como cuando estuvo doce jornadas sin ganar, ni ahora es un superequipo temible. Ni era tan maravilloso el equipo cuando le hizo media docena a los austriacos, ni es tan ramplón después de la inmerecida victoria en Granada.

Trasladado al banquillo, ni Gary Neville era tan pésimo, (aunque sigo en mis trece que al Valencia no se puede venir a aprender), ni ahora se merece la renovación a las primeras de cambio. Y escribo ésto porque he escuchado susurros, aires, rumores que aseguran que el dueño, Peter Lim, hará lo que esté en su mano porque su amigo siga a poco que tenga una oportunidad para reforzarlo.

“A lo mejor Peter Lim es multimillonario y tu y yo no no porque en estas situaciones toma decisiones con la cabeza y no con el corazón o a base de impulsos”, me decía un amigo con sabiduría

Sinceramente me estremece la posibilidad. Pensaba que con la llegada de Suso García Pitarch, éste iba a planificar un proyecto deportivo desde cero para la próxima campaña.

Llegados a este punto un amigo me hacía la siguiente reflexión: “A lo mejor Peter Lim es multimillonario y tu y yo no no porque en estas situaciones toma decisiones con la cabeza y no con el corazón o a base de impulsos”. Y le reconozco que puede tener parte de razón. Eso sí, si tiene que ser, si Gary Neville debe seguir como entrenador y completar su máster de aprendizaje aquí en el Valencia, al menos que le mantengan al profesor Ayestarán como maestro de refuerzo.

No conozco al patata, pero si me lee, o alguno de la Curva lo hace, me encantaría charlar con él y hacerle una entrevista para ver si a él también le han llegado los mismos rumores y preguntarle ¿si se quedaría él con Gary siempre y cuando Pako aceptara ser segundo de a bordo? Feliz semana y recuerden: igual que suben al Patata, también lo bajan. Equilibrio.

David Torres 

Delegado ElDesmarque Valencia

AFICIÓN Y EX FUTBOLISTAS: LAS FUERZAS VIVAS DEL VALENCIANISMO. SUS VERDADEROS FICHAJES

Peter: aquí tienes tus fichajes

Domingo, 14 Febrero 2016 20:29

Reportar vídeo Reportar

La crisis del Valencia, que confío que haya finalizado con la victoria ante el Espanyol, deja muchas lecturas y muchas lecciones de obligado cumplimiento para todos, en especial para el dueño del club, Peter Lim. Superado el bache -espero- es hora de tomar notas, repasar apuntes y aprender la lección de una vez por todas. Y puesto que ahora no es momento de hacer fichajes limpieza en la plantilla y a Gary Neville no se lo van a cargar aunque la ocasión la pintan calva, las mentes pensantes de Meriton Holdings deben reconocer al menos cuales son los dos grandes fichajes que el ‘mercado’ les ofrece de forma inmediata.

Dos colectivos demostraron esta semana, a ojos de un servidor, ser las verdaderas fuerzas del valencianismo. Por un lado la afición y, en un segundo escalón pero cerca de ellos, laAsociación de Futbolistas del Valencia CF.

Es hora de tomar notas, repasar apuntes y aprender la lección de una vez por todas. Y puesto que ahora no es momento de hacer limpieza en la plantilla y a Gary Neville no se lo van a cargar aunque la ocasión la pintan calva, hay que reconocerle el mérito a los dos grandes fichajes de la semana

La afición

No fue el recibimiento más masivo, ni tan siquiera el día que más lleno estuvo el estadio, pero la atmósfera fue especial. La tensión, los dientes apretados, el animar por encima de cualquier otro sentimiento, llevó al equipo en volandas. Lo levantó cuando la enésima cagada defensiva del equipo volvía a condenarlo al descenso y se hizo acreedora de “ser la mejor afición del mundo”. Allende de nuestras fronteras, -me pasa cada día en las tertulias nacionales de Desmarcados Radio- no nos comprenden, no entienden que esta afición es exigente y entregada a la vez.

Peter, fíchala. Layhoon, trátala bien (con el tema de las entradas por ejemplo) y te acompañarán al fin del mundo sólo por el simple hecho que compartís el mismo escudo en el pecho. Dales cariño y ellos te lo devolverán multiplicado por mil. Esta temporada lo han demostrado en infinidad de ocasiones; ante el Espanyol fue sólo el último ejemplo de muchos ya vividos y otros tantos que vendrán.

Los ex Futbolistas

El otro colectivo que dio un paso al frente sin pedir nada a cambio fueron los veteranos.Aunque sé que a ellos les moleste que se les llame así, en este caso la Asociación de Futbolistas del Valencia CF ofreció su experiencia y su sabiduría para que el primer equipo aprendiera de los errores pasados y no volviera a cometerlos. Giner, Fernando, Arias, Sánchez,Guillot, Adorno, Sol, Valdez y compañía se sentaron en torno a una mesa –sin que nadie se lo pidiera- y demostraron que su amor por el club que les hizo grandes es un amor a prueba de bombas.

Para comenzar deberían los de Singapur empezar por rodearse de los ex futbolistas más a menudo. Ya lo dijo Cicerón: “Los pueblos que olvidan su historia están condenados a repetirla”.

Recordar el descenso a muchos les duele, pero lo hicieron porque saben que si se repite el club viviría una hecatombe. Lo hablaron, se llamaron y se sentaron para recordar qué pasó, qué errores se cometieron y dieron las claves para evitar una nueva debacle. De ellos también debe aprender mucho Meriton, Peter Lim y compañía. Para comenzar deberían los de Singapur empezar por rodearse de ellos más a menudo. Ahora que el club está necesitado de referentes y la afición de portavoces que les digan en el día a día lo que necesitan saber, no hay más que levantar la cabeza para comprobar que cualquiera de los ex jugadorespresentes en la mesa tiene galones de sobra para hacerlo. Ya lo dijo Cicerón: “Los pueblos queolvidan su historia están condenados a repetirla”.

Pako Ayestarán: una jugada maestra

Por cierto, no quisiera despedirme sin hablar del último fichaje del club: Pako Ayestarán. La maniobra, estratégicamente hablando me parece fantástica. De un plumazo el Valencia firma a un referente del club (otro del doblete), un preparador físico de primer nivel, un entrenador que ya sabe lo que es ganar títulos en ligas menores y, de paso, refuerza el punto más débil de la ecuación que es Gary Neville poniéndole un ayudante para apuntalarlo que, además deja de ser un rival potencial por el banquillo.

En cualquier caso, bienvenido, porque todo lo que sea sumar en este Valencia es necesario. Me consta, además, que el vasco ha aceptado la propuesta de ser segundo aunque sea perder el estatus de primer entrenador porque es el Valencia, un club al que le une un especial lazo de unión afectivo. Y es que, no sé que tiene este club y esta tierra que a todo el mundo engancha. Será que, como diría Rafael Conde El Titi en su famosa Libérate: “el que lo prueba repite yo no sé por qué será!”. Feliz semana.

David Torres

Delegado ElDesmarque Valencia

MEZCLAR AMISTADES CON NEGOCIOS A VECES IMPLICA TRAGOS DESAGRADABLES

Doctor Lim es la hora de amputar

Escrito por David Torres
Domingo, 07 Febrero 2016 18:54

Reportar vídeo Reportar

A nadie le gusta perder una parte del cuerpo, sea cual sea ésta. A nadie le gusta perder la posibildad de conducir, de caminar, de… (pongan ustedes aquí lo que deseen)… Perosiempre es mejor eso que perder la vida. Amputar a veces es la menos mala de las soluciones. Pregúntenle si quieren a cualquier médico. La decisión no es sencilla y, si encima a quien tienes que cargarte es un amigo o familiar, pues entiendo que la cosa sea más complicada todavía, pero hay que tomar decisiones ya.

Lim a Neville: “Gary, en un futuro serás un gran entrenador, vamos a seguir siendo amigos y teniendo negocios juntos, pero el Valencia “mi tesoro” (Layhoon dixit en su primera Junta) está en peligro y tengo que poner a un tío español, experto, que sepa de verdad de qué va ésto y les pegue tres o cuatro tirones de orejas a los jugadores”.

El cuerpo del Valencia empieza a mostrarsíntomas graves que ponen en peligro seriamente su salud. Ya no puede aguantar más doctor Lim. Sé que le costó prescindir de Nuno, pero ha llegado el momento de hablar con su amigo Neville y decirle: “Gary, en un futuro serás un gran entrenador, vamos a seguir siendo amigos y teniendo negocios juntos, pero el Valencia “mi tesoro” (Layhoon dixit en su primera Junta) está en peligro y tengo que poner a un tío español, experto, que sepa de verdad de qué va ésto y les pegue tres o cuatro tirones de orejas a los jugadores para espabilarlos”.

La situación es delicada y dramática. Los errores se acumulan desde el comienzo de temporada y cambiar de entrenador a estas alturas no solucionará todos los males, pero hay que buscar un cambio de dinámica como sea, un nuevo conductor de grupo, un líder de verdad pero aquí, en Valencia, en España, que sienta el conjunto de Mestalla. ¿Qué pensaría y qué diría Gary Neville si fuera el Manchester United el que estuviera peleando por no bajar?

El Valencia es una empresa, pero también es un club grande, señor, que no puede permitirse que lo golee el Barcelona por 7-0 o estar doce jornadas sin ganar en Liga. Por eso, el tiempo se ha agotado. Lo saben los aficionados, lo sabemos los periodistas, lo saben los jugadores y hasta los empleados del club. ¿Acaso alguien ha oído partir una lanza por Neville? Ni Suso después del Barcelona, ni del capitán Negredo en la zona mixta del Benito Villamarín… Falta que Peter Lim se dé cuenta y se lo diga a su amigo. A veces mezclar negocios y amistad tiene estos tragos amargos, pues tienes que tomar decisiones profesionales dejando de lado el corazón. No hacerlo, ni mantiene la amistad ni soluciona los problemas. Así que, doctor Lim, es la hora de amputar.

Peter Lim pidió paciencia al valencianismo.

Tema aparte me parece la actitud de Gary Neville, pero como es algo personal, lo dejo para el final. A mi el tipo me caía bien, simpático, agradable y daba gusto escucharle, pero sussonrisas condescendientes en la sala de prensa tras la derrota contra el Betis y su forma de decir que está tranquilo y no piensa dimitir empiezan a “cargarme”. Lo admito. Peter Lim pidió en Navidad paciencia al valencianismo y éste le ha respondido, pero si no quiere que el corral se le escape de las manos, debe empezar a tomar decisiones profesionales y dejarse de guiar por amiguismos, e incluyo aquí a Jorge Mendes, Nuno y compañía.

Ahora bien, por la misma regla de tres que Peter Lim debe tomar la menos mala de las decisiones, la afición y el entorno -me incluyo- deberíamos hacernos la reflexión siguiente: ¿Merece la pena quemar la falla, que todo salte por los aires porque es de justicia o nos conviene remar de momento en la misma dirección junto al equipo hasta que el Valencia esté a salvo?. A todos nos pide el cuerpo que arda troya, pero creo que, lo inteligente es salvar los muebles pues tiempo habrá de subir al patíbulo deportivo a quien/quienes correspondaFeliz semana.

David Torres

Delegado de ElDesmarque Valencia

LA GRADA SE GIRA CONTRA EL EQUIPO, LUEGO SERÁ GARY Y MAÑANA PETER LIM

Los ciclos de la vida: cena, comunión y partido

Escrito por David Torres

Domingo, 31 Enero 2016 19:55

Reportar vídeo Reportar

He pasado un fin de semana casi tan intenso que el fiasco del Valencia me ha sentado como un tiro. Apenas 48 horas bastan en la vida de una persona para darse cuenta que la vida son ciclos, que el paso del tiempo es inexorable y que, en el fondo, ni somos tan distintos a los que nos precedieron, ni los que vienen detrás se diferenciarán muchos de nosotros. Por eso, como esta película ya la he visto, aviso para navegantes: hoy es “jugadores mercenarios”, mañana será Gary y pasado Peter Lim.

Lo que no podemos pretender ahora es decirle a Suso qué necesita el equipo. Vaya por delante que, salvo el portero, cualquier posición es suceptible de ser reforzada, pero para mi un lateral izquierdo como Siqueira no es, ni de lejos, lo que más urge en el Valencia. 

Comencemos. El viernes por la noche mi hijo me enseñó que, si a uno le das confianza, luego tienes que aceptar sus actos aunque no los compartas. Me dio una lección en toda regla y yo me la tuve que tragar. Ante mi reto: o cenas lo que hay o te vas a la cama sin cenar, él me contestó que gracias, que no tenía hambre y se acostó. Cuando los remordimientos me hicieron ofrecerle otra cosa diferente, él ya no se bajó de su burro y se durmió sin cenar. Se hace mayor.

En el Valencia pasa algo similar con Suso García Pitarch. Hemos pedido un director deportivo y éste ha llegado, con lo bueno que eso supone. Ya hay alguien a quien encomendarse, los fichajes se mueven y el equipo va a reforzarse. Eso sí, como a un hijo que crece, no podemos pretender ahora es decirle a Suso qué necesita el equipo. Vaya por delante que, salvo el portero, cualquier posición es suceptible de ser reforzada, pero para mi un lateral izquierdo como Siqueira no es, ni de lejos, lo que más urge en el Valencia.

Los amigos de mis padres y de mi hijo

Que el paso del tiempo es inexorable me quedó claro el sábado por la mañana, cuando participé en un partido de papis del colegio de mi hijo (el Vicente Gaos) y la posterior comida. Además de que acabé como si me hubieran dado una paliza -literal- (por cierto aprovecho para avisar a mis amigos de Futplaya que este lunes tengo difícil llegar al partido de Liga de Beteró); me di cuenta que el tiempo de dirigir mi vida ya pasó. De pequeños mis padres compartían sus amistades y nosotros, los nenes, íbamos detrás. Ahora son los niños los quele marcan a uno el ritmo. Por fortuna he de decir que he tenido la suerte de encontrarme un grupo de personas encantadoras, en el que ninguno nos ganaríamos la vida jugando al balón. 

El caso es que lamentarse no vale de nada. Es como estar dándose cabezazos todos los días porque Amadeo Salvo y Aurelio Martínez prometieron cracks y en vez de eso llegaron futbolistas de Jorge Mendes a precios desorbitados, fuera de mercado. Lo que hay que hacer es asumirlo, superarlo y prepararse para el futuro. Por eso llegó Suso, para tratar una inexistente planificación deportiva. Por eso hay un director deportivo, para que Mendes no haga y deshaga a su antojo, para que el técnico y la primera plantilla tengan un jefe que les apriete después de perder contra el penúltimo, en casa, y llevar once jornadas consecutivas sin ganar en Liga. Para que aunque Neville diga que puede dormir tranquilo, sepa que otros muchos anoche durmieron preocupados y fastidados.

Y el domingo comunión y fútbol

El domingo fue el punto álgido del fin de semana, pero desgraciadamente, no solo porque me fui de celebración. Siempre me encantó el término comunión: La unión de palabras “común unión” tiene una fuerza en sí mismo que me hace temblar, es como decir estamos unidos, pero muy, muy unidos.. El caso es que este domingo mis amigos Tito y Mariluz me invitaron a la comunión de su preciosa hija Laura (gracias, fue genial). Componente religioso aparte pues para el católico es un paso muy importante en su vida cristiana, me quedo con el reencuentro con viejos conocidos, todos ellos buenos amigos de toda la vida y, sobre todo, con la enseñanza de que la vida son ciclos, el tiempo pasa y es absurdo seguir librando batallas eternamente.

Valencia, y el Valencia CF, es un terreno abonado a las guerras intestinas, a los bandos y a las trincheras. Llevamos enfrentándonos unos contra otros desde tiempos inmemoriales. Sin ir más lejos, un servidor empezó en esto del periodismo en el 95 y ya estábamos en plena vorágine. Ahora, más de 20 años después, siguen los bandos agazapados esperando su oportunidad para hacerse con una cuota de poder.

Un grupo de aficionados esperaron a los jugadores a la salida de Mestalla. (Foto: RadioMarca)

Cambiamos de banderas, sí, pero no de conflictos. Que si Nuno y antiNuno, que si a favor deSalvo o en contra. Con la llegada de Suso y la próxima venida de Jaime Ortí a primera línea, he sentido algunos viejos movimientos que se rearman en la sombra. Es como si el ‘lado oscuro’ de la Fuerza se removiera esperando la oportunidad de ir a por Peter Lim. El primer síntoma, el domingo tras el fútbol. Un grupo de aficionados empezaron a chillar “Salvo traidor” mientras esperaban la salida de los futbolistas para increparles y gritarles “jugadores mercenarios”.Mala cosa. Esta película ya la he visto. Primero fue Nuno, luego tuvo que venir un director deportivo; en breve será Gary Neville y, si la cosa no cambia y como el empresario de Singapur no tome medidas drásticas, él será el siguiente.

No fue esta decepción la culminación que deseaba a un gran fin de semana, tanto por la compañía, como por la lección aprendida. Aunque como la vida son ciclos, nadie nos impidió a mis amigos y a mi despedirnos soñando despiertos con una machada contra el Barça en la que nadie cree porque empezamos a pensar seriamente en “eso” de evitar la lucha por el descensoFeliz semana.

David Torres

Delegado ElDesmarque Valencia

COLUMNAS ANTERIORES

TIRAR A NUNO SÓLO ES EL PRINCIPIO DE LA SOLUCIÓN, NO LA SOLUCIÓN EN SÍ MISMA

En busca de soluciones (y III): Ahora hay que tomar decisiones en el Valencia CF

Escrito por David Torres

Domingo, 24 Enero 2016 10:25

Reportar vídeo Reportar

El otro día aprendí lo que significaba “lábil” (Que cambia o es poco estable o seguro) y que aplicado al mundo de las personas, suele ir acompañado del concepto emocional. Esto es, la labilidad emocional es la inestabilidad afectiva que puede tener una persona. Son algunas conductas que son desproporcionadas. Por ejemplo, carcajadas desmedidas o llantos exagerados ante situaciones habituales. Lo que pasa es que la situación que atraviesa el Valencia CF no es, para nada, habitual.

Parece que echando a Nuno, al que se le pitó desde la presentación porque se la había jugado a Salvo y Rufete, estaba todo hecho. Y no. Es cierto que Nuno tenía el equipo hecho unos zorros y que es inadmisible que la temporada la planifique Jorge Mendes. Pero ahí solo empieza la solución a nuestros problemas.El caso es que mi estado de ánimo cuadraba perfecto en mi afán por buscar soluciones para el Valencia, porque tras detectar los errores, es el momento de adoptar soluciones. Y es que, celebrando que haya venido un director deportivo, y que al menos se hayan planteado fichar, es el momento de analizar si el papel que en todo esto jugamos la afición, los medios de comunicación y el entorno es el correcto. Porque,aunque en menor medida que el jugador que falla un gol, que el técnico que tiene el equipo hecho unos zorros o que el directivo que lo permite, los aficionados también tenemos parte de culpa en todo esto si dejamos que suceda sin exigir que se tomen decisiones.

Llevo semanas oyendo en el Valencia y en su entorno que más vale perder que más perder; que lo inteligente sería empezar de cero y evitar que, además de echar al traste esta temporada, se pierda también la siguiente.

Esta teoría se basa en que es necesaria una campaña pésima para que todo el mundo en el valencianismo ejerciente -Meriton y Lim- se den cuenta de que esto es fútbol y que, además de poner dinero -gracias a dios que lo hicieron- hay que saber moverse con las reglas de éste juego y de éste mercad.

Y, ojo, estoy de acuerdo con esta teoría. Pero ¿Hasta dónde está el límite? Ahí es dónde medios de comunicación y afición debemos subir un punto la exigencia. Porque me resisto a dar por perdida la temporada -la Copa y la Europa League nos pueden dar aún muchas alegrías- y porque si bajamos tanto el nivel de exigencia podemos volver a 2008 o, lo que es peor, a 1986 cuando el equipo bajó a Segunda.

El Valencia CF debe hacer fichajes

Suso García Pitarch es el encargado de decidir si se ficha o no.

(Fotos: David González)

Es el momento de que García Pitarch piense en serio si Gary Neville es el entrenador ideal para el Valencia del futuro o que decida si uno, dos o tres fichajes son necesarios para poner en órbita de nuevo a este club.

Mestalla, antaño, era conocido por ser un estadio que ‘puteaba’ -perdón por la expresión- a su equipo si las cosas iban mal desde el minuto 20. Los rivales lo sabían, sabían que si aguantaban un poco, el ambiente les iba a favorecer. Eso ha pasado a la historia. Ahora, la afición y el entorno, me pongo el primero, nos hemos dejado contagiar en exceso por la aparición (bendita) de Peter Lim y hemos bajado el nivel de exigencia.Casi nada nos hace reaccionar, casi nada nos hace despertar del letargo y el descenso sigue ahí, lejos, pero sin irse de todo, y más tras una nueva semana sin ganar. Porque en la Coruña al Valencia se le apareció la virgen y todos los santos, pues lo normal es que el equipo hubiera perdido. ¿Al final va a ser necesario que vuelva Feghouli para que el equipo vuelva a ganar en Liga? No creo en supersticiones, pero narices tiene.

Neville no mejora a Nuno y Suso aún no ha podido tomar decisiones

Aquí parece que echando a Nuno, al que se le pitó desde la presentación porque se la había jugado a Salvo y Rufete, estaba todo hecho. Y no. Es cierto que Nuno tenía el equipo hecho unos zorros y que es inadmisible que la temporada la planifique Jorge Mendes. Pero ahí solo empieza la solución a nuestros problemas, porque Gary Neville no ha mejorado al portugués sobre el campo y Suso García Pitarch aún no ha podido tomar ninguna decisión que afecte al devenir diario del equipo.

Es, por tanto, el momento de dejar actuar al director deportivo y de tomar decisiones si queremos que esa teoría de más vale perder que más perder sirva para algo. Es el momento de que Suso García Pitarch piense en serio si Gary Neville es el entrenador ideal para el Valencia del futuro o que decida si uno, dos o tres fichajes son necesarios para poner en órbita de nuevo a este club. Peter Lim tiene la pasta, Suso la llave y Layhoon es la correa de transmisión. ¿A qué esperamos?  Feliz semana.

David Torres

Delegado de ElDesmarque Valencia.

A MI ME GUSTAN GARAY Y ALBIOL, SON CAROS PERO TIENEN EXPERIENCIA Y CONOCEN LA LIGA

En busca de soluciones II: Candidatos para el centro de la defensa del Valencia CF

Escrito por David Torres

Domingo, 17 Enero 2016 08:49

 

1Facebook  Twitter 113

Reportar vídeo Reportar

Que el Valencia CF quiere aprender de sus errores y está en camino lo atestigua que haya fichado a un director deportivo que conoce la Liga, la casa y que puede poner orden en un club que sigue a la deriva. Que áun está verde y en camino el proceso de mejora, lo demuestra el gravísimo error de cobrar por la eliminatoria de Copa y más después de haber cometido un fallo similar con las entradas de la Champions, o tras la patética imagen dada por el equipo ante el Rayo Vallecano.

Avancemos. El caso es que si la semana pasada incidía en que la búqueda de soluciones pasaba primero por la búsqueda de un director deportivo, ésta voy a bajar al barro, al pasto, al césped. El siguiente paso, ya con permiso deSuso García Pitarch, pasa por meterse en harina, por empezar a trabajar y enderezar el rumbo de una nave, la valencianista, que va a la deriva desde el verano pasado, cuando Peter Lim se dejó mecer en manos de Jorge Mendes y Nuno Espírito Santo. 

Las tareas que tiene el director deportivo por delante ni son pocas, ni son sencillas. Va en el sueldo, pero a García Pitarch le va a tocar bailar con la más fea un sinfín de ocasiones en los próximos meses y él lo sabe. Ha venido para eso.

Urge fichar un central

A corto plazo, urge un central. No soy demasiado partidario de fichajes en invierno, pero en este caso, viendo la composición de la plantilla y, sobre todo, su rendimiento, es necesario un central como el comer. La ausencia deAbdennour en la última lista en particular, y del equipo durante toda la temporada en general, ha convertido el hueco que dejó Otamendi en un abismo por dónde el Valencia lleva cayéndose esta campaña una y otra vez. Ante el Rayo, ninguno de los presentes supo sacar el balón en condiciones, ni defender cuando tocaba. Entre los centrales hubo unos desajustes que un equipo que lucha por evitar el descenso convirtió en una auténtica autopista.

¿Sugerencias? Hay decenas. A mí me gustan Garay (de Mendes) o Albiol (de García Quilón y valenciano). Son caros pero están preparados, conocen la Liga, tienen experiencia y galones y quieren venir. Un golpe de efecto se necesita, porque si al Valencia se le hubiera ocurrido perder contra el Rayo y el descenso se hubiese puesto a tiro de dos partidos, nos hubiera entrado el canguelo a todos. 

Suso ‘disfrutó’ de su primer partido como director deportivo en compañía de Abdennour. (Foto: David González)

Caso Feghouli: Layhoon, Suso no lo renovéis a cualquier precio

Vaya por delante que esto es una opinión, pero después de estar dándole largas al Valencia con dimes y diretes sobre si renueva o no, un servidor lo tendría claro: yo no renovaría ya a Feghouli, al menos no a cualquier precio. Me consta que el Valencia le presentó una jugosísima oferta no ahora, hace dos meses, y él todavía no ha dicho esta boca es mía. Es evidente que no está por la labor. Además ¿Se imaginan si renueva Feghouli por el pastizal que le ofrecen aquí, qué motivaciones le quedarían ya? Es para pensárselo

Empecemos a construir el futuro: Gary sí o no

Me hablan maravillas de él los que saben, los que están con él en su día a día, los que le ven en Paterna pero Gary Neville es todavía inexperto, no deja de mirar de reojo la Premier (tiene un compromiso con la Selección este verano) y aunque su verbo fácil enamora, tengo la sensación de que su momento no coincide con el del Valencia.

Lo que dice en la sala de prensa nos convence a todos y coincide con lo que la mayoría vemos en el campo, pero los resultados le dan la espalda. Dada la situación del Valencia CF, no se puede esperar más para empezar a construir el futuro. Eso, sin olvidar que es paradójico que un país que exporta entrenadores, el del Valencia sea inglés. Quede como anécdota.

Tanto si el futuro inmediato pasa por Gary Neville como si no, es un detalle que debería estar claro en el próximo mes. En estos momentos, los jugadores que quedan libres para este verano han volado o están a punto de hacerlo (apliquen este criterio también al caso Feghouli). Si no queremos perder otra temporada, hay que empezar a planificarla ya, al menos a grosso modo.

Terna de ex jugadores

Paralelamente a ello, ardo en deseos por saber qué apuesta hace Suso García Pitarch para la secretaría técnica del club. Los nombres en la agenda son decenas, pero, aunque mi amigoGiner me asesine por escribir ésto, el hecho de ser ex jugador del Valencia CF no te convierte inmediatamente en un secretario técnico de nivel. Ojo, siempre he defendido que el club debe nutrirse de sus estrellas del pasado para construir su presente y su futuro, pero no a cualquier precio. Hay alguno de los nombres que suenan para patear el mercado, para ver fútbol cada fin de semana y bajar al barro que, sinceramente, no me cuadran. Espero el buen tino de Suso en éste área. Su acierto será capital para transformar el Valencia de Peter Lim en una potencia futbolística.

¿Les suena Mariano Konyk?

No sé si es orgullito periodístico, defensa a ultranza de mi fuente o yo que sé, pero a mi me cuentan que la Juventus está detrás del joven central del juvenil A Mariano Konyk. Sus agentes dicen no saber nada, pero el chaval ucraniano-argentino afincado en Valencia, tiene cualidades y promete. Ha jugado toda la Youth League con Angulo a pesar de ser juvenil de segundo año y no llevar demasiado en el club ¿por algo será? Ojo, inisisto, sus agentes me dicen que no saben nada, pero a mi me huele que ahí hay algo y el club, que últimamente no va sobrado de centrales, haría bien en extremar las precauciones. Feliz semana.

David Torres

Delegado de ElDesmarque